In: Consejos

Mientras que las bandas pequeñas y estrechas se pueden estirar todavía con ayuda de un polipasto de presión, las bandas más grandes y pesadas exigen al contrario el uso de tornos de cable impulsados por motor o cables tirados por máquinas tractoras tales como camiones o buldózer.

Antes de montar la banda, hay que verificar que la cara de rodadura de la banda mire hacia los rodillos portadores del ramal superior.

También se debe preparar de manera particular el inicio de la banda. Para las bandas pesadas, hay que fijar al comienzo de éstas un hierro de tracción que permita enganchar un cable de tracción. Este hierro de tracción se compone de dos chapas o hierros planos con un cierto número de agujeros. El final de la banda lleva también agujeros correspondientes y se sujeta con robustos tornillos de máquina entre las dos partes del hierro de tracción.

A fin de que las dos esquinas del borde cortado de la banda no choquen contra los rodillos cóncavos al montarla, se recortan oblicuamente o se atan en forma cóncava.

Si el cable de tracción no se puede estirar en el sentido del transcurso de la instalación, también se puede sacar lateralmente con ayuda de poleas de desviación o vasculares. Estas poleas se deben sujetar de tal modo que la infraestructura no se tuerza ni se dañe.

El soltar o tirar de una banda en una sección descendente o ascendente exige medidas de seguridad especiales. Una banda, que pierde el control como consecuencia de la rotura de un cable o de un fallo de frenos, no se puede detener y puede causar daños serios y destrozarse ella misma. El riesgo puede reducirse con el montaje de un dispositivo de retención (p ej. pestillo excéntrico).

Para mas detalles o ayuda de un experto contactanos!